Causas


En años recientes, el reconocimiento del TOC como una enfermedad crónica, incapacitante y que afecta a un porcentaje considerable de la población, ha permitido un gran avance en el conocimiento de este padecimiento, conocimiento que se ha dado en diversas áreas de la ciencia. A pesar de ello, la causa exacta del TOC sigue siendo  desconocida, aunque la investigación sugiere que los pensamientos y sentimientos repetitivos y desagradables característicos del TOC podrían estar asociados a factores genéticos, ya que es más probable que una persona desarrolle TOC si tiene un familiar de primera línea que lo padezca. Asimismo, la investigación señala que el TOC podría estar ocasionado por un problema de comunicación entre distintas áreas del cerebro, así como por una producción inadecuada de sustancias químicas en el cerebro.

Para ejemplificar esto, podemos decir que el cerebro de todas las personas produce pensamientos al azar y extraños. La mayoría de las personas simplemente descartan estos pensamientos y continúan con sus vidas, pero en los cerebros de las personas con TOC, estos pensamientos se “atascan”. Estos pensamientos al azar son como el correo publicitario del cerebro. La mayoría de la personas tiene un filtro para el correo que recibe y puede fácilmente ignorar el correo que les llega. Pero padecer del TOC es como tener un filtro para clasificar la correspondencia que ha dejado de funcionar, la correspondencia publicitaria sigue llegando y no puedes hacer nada para detenerla. Pronto, la correspondencia publicitaria ampliamente supera en número a la correspondencia deseada y te sientes abrumado.

cerebro TOC